Gustavo Garcia del Rio - Ortodoncia invisible

Ortodoncia invisible

La ortodoncia es un tratamiento cada vez más extendido, no solo en niños, también cada vez más en adultos. Y que cada vez presenta más avances. Si lo que te preocupa es la falta de estética y las molestias de llevar brackets, la ortodoncia invisible es la solución perfecta: tan efectiva como la ortodoncia tradicional y de un precio similar, más cómoda y tan discreta que pasa casi inadvertida.

La sonrisa es una parte fundamental de nuestra imagen; hasta el punto de que una mala colocación de los dientes puede llegar a cohibirnos y frustrarnos. Pero la ortodoncia no tiene solo una función estética: mejora la mordida y con ello previene otros problemas en los dientes y la articulación de la boca.

Con la ortodoncia invisible u ortodoncia transparente además nos ahorramos los inconvenientes que habitualmente conlleva la ortodoncia: no se nota, es más cómoda, se puede quitar, para permitirnos comer sin problema y cuando circunstancias especiales lo requieran, y lo más importante, nos permite mantener una higiene más correcta.

¿En qué consiste la ortodoncia invisible?

En el tratamiento de ortodoncia invisible los brackets tradicionales se sustituyen por unos alineadores transparentes, prácticamente imperceptibles y a la medida del paciente. Se trata de férulas de un material parecido a la silicona, que el paciente se puede quitar para comer o cuando lo necesite: para una entrevista de trabajo, una reunión importante, un acontecimiento especial… Sin embargo, como te indicará tu odontólogo, es recomendable llevarla puesta el mayor tiempo posible.

La ortodoncia transparente, además de pasar desapercibida y ser removible, es más cómoda que la ortodoncia con brackets y se limpia fácilmente, además de tener la misma eficacia.

Los alineadores transparentes se diseñan mediante u minucioso escaneado de la boca del paciente y procedimientos digitales en 3D, por lo que se adaptan perfectamente a su dentadura. La férula es sustituida periódicamente por otra con una ligera variación, a medida que se va corrigiendo la posición de las piezas, de manera que encajan a la perfección y el paciente gana en comodidad.

El tratamiento dura aproximadamente un año, pero depende de cada caso, y en él se emplean entre 14 y 36 férulas distintas. Periódicamente el ortodoncista realizará un examen del estado de las piezas dentales y sustituirá las férulas.

Actualmente la ortodoncia transparente se puede utilizar para la corrección de todos aquellos problemas en los que antes solo se podía emplear la ortodoncia tradicional: dientes separados o apiñados, sobremordida… Sin contar la función estética.

Ventajas de la ortodoncia invisible

  • Es mucho más estética que la ortodoncia con brackets
  • Es más cómoda y evita las llagas y molestias de las ortodoncias tradicionales
  • El paciente puede quitársela en ocasiones especiales, si la situación lo requiere
  • Al podérnosla quitar para comer y lavarnos los dientes, es mucho más higiénica

El primer paso en el tratamiento de ortodoncia invisible es una primera visita a tus ortodoncistas para que éste confirme si es el tratamiento más indicado. En nuestra clínica dental en Elche esteremos encantados de atenderte y asesorarte para que recuperes la belleza de tu sonrisa.

Share
×